“El lado oscuro”, de Lotte Hammer y Soren Hammer, por Sergio Torrijos Martínez

Sergio Torrijos Martínez

Antes de hablar de esta novela debo hablar de una cuestión muy importante. Esa cuestión no es otra que el compromiso.

Sí, el compromiso, supongo que tras esta segunda frase los lectores ya estarán diciendo “se le ha ido el panchito”, “lo que hace la lectura”… Nada más lejos de la realidad, estoy cuerdo -al menos por ahora- y creo que todavía sé lo que me digo.

Como decía, el compromiso, una norma que uno se fija a sí mismo, en este caso, y que te obliga a seguir sus pasos. Mi compromiso personal cuando comencé con esto de la crítica literaria fue la honestidad, no dejarte llevar porque parezca bien a todos sino escribir y suscribir todo aquello que pensaba. A veces se busca el lado positivo de la lectura, otras veces se es más complaciente pero siempre he intentado ser ecuánime y por ello no puedo sustraerme de contar lo que me ha parecido. Hubiera sido más fácil obviar la crítica, muy cierto, pero también es hora de colocar las cosas en su lugar y decir lo que en verdad es.

Escribo todo esto porque lo que sigue a continuación no va a ser bonito.

La novela “El lado oscuro” ha sido publicada en nuestro país por un sencillo hecho y es la procedencia de sus escritores, los Hammer, que son daneses. Ese es el único motivo para publicar semejante novela. Si hubiera competido enviando manuscritos, presentándose a concursos, nunca hubiera sido elegida. El motivo es muy sencillo: la novela es mala, muy mala.

Han sido cuatrocientas páginas de tortura, en este caso danesa, lenta y sin piedad. Sólo existen pequeños momentos que la salvan del naufragio total, pero son tan escuetos que al final de la lectura apenas tienen relevancia. La lectura -lo he leído todo para poder decir estas cosas- ha sido lenta, pesada, aburrida y previsible.

La novela afronta la pederastia intentando darle una nueva visión, pero está tan cogida con alfileres que por momentos te pones de parte de los pederastas, dan hasta pena, por dios. La investigación de unos crímenes no solo es liosa sino incomprensible. No se avanza en la investigación sino que se va a trompicones, los diferentes personajes van a su bola y cada uno avanza de manera arbitraria. Todo eso, claro está, en mitad de una reunión de genios que son los investigadores. Vamos, como un Wallander pero sin talento.

Lo único salvable de toda la novela es la sensación que crean -o bueno, al menos lo intentan- de alteración social y que me ha recordado, tal vez tuvieran su inspiración allí, lo de las protestas sociales por el asesino belga Marc Dutroux.

Ni la novela es creíble ni los personajes y la trama tampoco. En la portada se ufanan en destacar que la novela revoluciona la novela policíaca escandinava, nada menos, otra revolución similar y no sale viva.

Los Hammer amenazan con sacar nuevos títulos, lo cual debería ser motivo de preocupación para todos.

La edición es perfecta y bonita, lo cual enfada aún más, me gustaría que los editores hubieran compartido con nosotros otros autores y otras formas que seguro son de mayor calidad que esta. Sumarse al boom nórdico con semejante artefacto es como ir a la guerra actual con una espada.

Esto no representa la novela policíaca escandinava, los que leemos cosas de aquellas tierras lo sabemos. Que no nos vendan este pollino.

 
El lado oscuro
Lotte Hammer y Soren Hammer
Roca Editorial

3 comentarios en ““El lado oscuro”, de Lotte Hammer y Soren Hammer, por Sergio Torrijos Martínez

  1. Pues la portada es bonita, juas, juas.
    ¿Lo de Hammer no será más bien un seudónimo inspirado en las películas de la Hammer? Porque por lo que cuentas en tu reseña, la novela parece de la misma calidad pero en literatura. Y con perdón de la Hammer, toda una institución en la serie B, aunque al menos nunca pretendió ser nada más (y por eso sus películas tienen tanto encanto).

  2. Pingback: novela negra nórdica, 2ª parte: el invierno continúa. | lo que yo leo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s