Canciones dedicadas: “La Niña”. La Mala Rodríguez

Teresa Suárez

Nacida en Cádiz y criada en Sevilla, María Rodríguez Gárrido, La Mala Rodríguez, fusiona en sus canciones el rap y el flamenco. Denuncia social, originalidad y estilo propio: una rapera cañí.

 

Esta es la historia de una niña que vivía

en el barrio de la paz.

De ella se decía que quería vender droga

como su papá.

 

Por ella nadie apostaba

su futuro se nublaba

y no había hecho más que empezar.

 

Quien no quiere dinero

Dime, quien no quiere dinero

para gastarlo en la ciudad.

 

Quería pan,

quería joyas,

no valoras nada si no lloras.

Lo mejor de no tener nada,

es tener que trabajar y sudar

por apartar la miseria a un lado.

 

Conseguir respeto

a base de coraje y cojones.

Ella lo tenía, ella lo sabia

ella se lo merecía

valía para eso y para más.

 

Tenía todo lo que quería

vestía la ropa con la que tu solo puedes soñar.

 

Muchos son los talentos

que se pierden en la nada.

Pero cuando tu solo sirves para traficar

es lo que pasa.

 

Te llaman te llaman,

el teléfono no deja de sonar.

 

Esta es la historia de una niña que vivía

en el barrio de la paz.

De ella se decía que quería vender droga

como su papá.

 

Por ella nadie apostaba

su futuro se nublaba

y no había hecho más que empezar.

 

Quien no quiere dinero

dime quien no quiere dinero

para gastarlo en la ciudad.

 

A las nueve estaba allí

y era respeto lo que faltaba.

Si, cuidado volaron las balas

¿tan difícil es levantarse por la mañana?

 

Por ser mujer, llevaba pistola,

ya sabes, para no sentirse sola.

A nadie le gusta que le jodan.

Siempre tú tienes que pensar dos veces

quien se come la mierda cuando aparece.

Si sales de allí es que tienes suerte.

Para otra vez tendré mas cuidado,

mama, iré con gente.

 

Tenía todo lo que quería

vestía la ropa con la que tu solo puedes soñar.

 

Esta es la historia de una niña que vivía

en el barrio de la paz.

De ella se decía que quería

vender droga como su papá.

 

Por ella nadie apostaba

su futuro se nublaba

y no había hecho más que empezar.

 

Quien no quiere dinero

dime quien no quiere dinero

para gastarlo en la ciudad.

 

Puedes seguirnos en Google+, Twitter y Facebook



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s